Se inició construcción del Centro Tecnológico para la Innovación Alimentaria, CeTA

El nuevo centro permitirá potenciar la transferencia de soluciones innovadoras, fortaleciendo las capacidades tecnológicas y empresariales en materia de producción de alimentos saludables.

Con la presencia del subsecretario de Agricultura, Claudio Ternicier, el vicepresidente ejecutivo de Corfo, Eduardo Bitrán; el rector de la UC, Ignacio Sánchez, junto a otras autoridades de las instituciones involucradas, se realizó la ceremonia de lanzamiento e instalación de primera piedra de la planta piloto del Centro Tecnológico para la Innovación Alimentaria, CeTA, orientada al desarrollo de ingredientes, alimentos procesados y empaques.

20171011_ceta

En la fotografía de la primera piedra, las autoridades de la UC lideradas por el rector Ignacio Sánchez

El CeTA es una de las 20 iniciativas estratégicas contempladas en el programa Transforma Alimentos y cuenta, además, con apoyo y financiamiento de Corfo. En ella participan la Pontificia Universidad Católica de Chile, la Universidad de Chile, la Universidad de Talca, la Universidad de La Frontera, Fraunhofer Chile Research y la Fundación Chile, con lo cual se integra a los actores más relevantes de la industria de alimentos y al 50% de los centros de I+D+i a nivel nacional. El proyecto CeTA contempla una inversión por más de $17.534 millones, de los cuales aproximadamente el 50% es aportado por Corfo, equivalente a unos $9.700 millones.

Este centro busca resolver la baja disponibilidad de infraestructura de pilotaje de alimentos en el país, que es necesaria para realizar pruebas a gran escala que luego permitan que un producto sea comercializable a nivel industrial. Con este objetivo prestará servicios a empresas y emprendedores de diferentes áreas, mediante la implementación de plantas piloto orientadas al desarrollo de ingredientes, alimentos procesados y packaging.

“(Como estamos hoy) nos vamos quedando con lo mismo o se comercializa a pequeña escala. La idea es duplicar las exportaciones en alimentos al 2030 y eso significa darles valor agregado a los alimentos”, explicó  el director del CeTA, Franco Pedreschi, académico de la Escuela de Ingeniería de la UC, quien apuesta a que la matriz de la industria alimentaria se diversifique y se especialice. “La idea no es solo exportar fruta”, agregó.

Este centro de innovación permitirá crear ingredientes saludables para los alimentos, así como funcionales, que son los alimentos que aparte de entregar los nutrientes y las calorías, entregan un elemento funcional adicional como ácidos grasos Omega 3 o antioxidantes. También contempla el desarrollo de envases de última generación, es decir, que son más fáciles de usar, contaminan menos y que son inocuos al alimento, entre otros atributos.

“Este es un hito histórico para la industria alimentaria en Chile, es de una gran relevancia para transformarnos en una de las mayores potencias alimentarias del mundo”, señaló finalmente Pedreschi.

Cabe destacar que CeTA es una de las alianzas de I+D a mediano y largo plazo en las que participa la UC, junto a empresas, instituciones públicas y privadas y otros centros de investigación. El objetivo de estas alianzas es facilitar la transferencia del conocimiento creado en la universidad, de acuerdo a las necesidades del sector público y privado.

Fuente : UC